Salud Dental

Cómo reconocer y tratar un diente con absceso dental

Un diente con absceso dental puede ser doloroso o completamente indoloro, pero siempre requiere tratamiento y diagnóstico profesional para desaparecer por completo.

Los abscesos dentales son relativamente comunes, pero no se comprenden bien. Los abscesos pueden ocurrir a cualquier edad, por lo que es importante que tanto los adultos como los niños conozcan los síntomas de un absceso dental.

Un absceso es un tipo de infección que ocurre cuando una bolsa de la boca se llena de pus. Los abscesos generalmente ocurren en las encías al lado de un diente o en la raíz de un diente debajo de la superficie. Si no se tratan, los abscesos dentales pueden extenderse desde los dientes hasta la mandíbula, el cuello e incluso otras partes del cuerpo, lo que puede causar complicaciones de salud potencialmente mortales.

¿Tengo un absceso dental?

Debido a que las infecciones dentales pueden propagarse a otras partes de tu cuerpo, se debe cortar los abscesos dentales de raíz. absceso dental

El primer paso para tratar un absceso dental es saber que lo tienes. Los signos reveladores de un absceso dental son la hinchazón o el enrojecimiento de las encías, que pueden ser sensibles o dolorosas en un área específica. Un bulto parecido a un grano en la encía puede indicar que tienes un absceso infectado, especialmente si sale pus cuando presionas el bulto.

Sin embargo, un absceso no siempre parece una infección. A veces, los abscesos pueden manifestarse como un dolor de muelas o pueden no mostrar ningún síntoma.

¿Cómo se forman los abscesos?

Tus dientes están llenos de tejido sensible que puede infectarse fácilmente si se expone a las bacterias de la boca. Los abscesos a menudo ocurren si tus dientes se astillan, se agrietan o quedan expuestos de manera que las bacterias puedan ingresar al núcleo de tus dientes.

Algunas de las causas más comunes de los abscesos dentales incluyen lesiones deportivas, caídas y otros eventos de alto impacto que pueden causar grietas en los dientes. La caries dental también pueden provocar agujeros en los dientes que pueden provocar la formación de abscesos. absceso dental

Debido a que los abscesos dentales en etapa temprana pueden no mostrar síntomas, debes visitar a un dentista de inmediato si experimentas una lesión de alto impacto que podría haber dejado una grieta en uno de tus dientes. Incluso una grieta diminuta e invisible en el diente puede provocar un absceso.

¿Cómo puedo prevenir un absceso dental?

La mejor manera de prevenir un absceso dental es evitar las dos causas principales: lesiones dentales y caries.

Para evitar lesiones en la boca, asegúrate de usar un protector bucal cuando practiques deportes de contacto, actividades propensas a lesiones como la gimnasia u otras prácticas que puedan provocar daños dentales.

Para prevenir las caries, la solución es simple: mantén una rutina dental saludable. Minimiza el consumo de azúcar y carbohidratos, especialmente bebidas carbonatadas azucaradas. Asegúrate de usar hilo dental una vez al día, cepilla los dientes dos veces al día y visita al dentista al menos dos veces al año para una limpieza dental regular.

Tratamiento de abscesos

El tratamiento para un diente con absceso puede tener muchas variedades, según la gravedad del absceso. A veces, el dentista simplemente te recetará antibióticos para calmar la infección, mientras que los casos más intensivos pueden requerir un tratamiento de conducto o una extracción dental por parte de un especialista en abscesos.

.

La Odontología ha sido la pasión del Dr. Soto-Yarritu y la Dra. Rodero durante los últimos 20 años, por eso trabajamos día a día para cuidar tu salud dental. Pide tu cita ahora y ven a visitarnos.

📍 Clínica Dental Cea Bermudez 46: Calle Cea Bermudez 46, 1º Centro, 28003, Madrid.

☎️ 915 33 31 31.

📍 Clínica Dental Moratalaz 66, 1A: Av. de Moratalaz, 66, 28030 Madrid.

☎️ 914 37 00 40

Salud Dental

Como obtener un alivio rápido del dolor de muelas (remedios caseros)

Antes de visitar al dentista, aquí hay tres remedios caseros que puedes probar para aliviar las molestias en la comodidad de tu hogar:

Aplicar una compresa fría.

Mantener una compresa fría en la mejilla durante 15 minutos o hielo en la boca durante varios segundos puede adormecer el área y reducir la inflamación.

Toma medicamentos de venta libre.

Los medicamentos que atacan la inflamación pueden ayudar a aliviar las molestias. Además, las personas pueden aplicar directamente ciertos geles para adormecer los dientes y las encías.

Enjuague la boca con una solución.

dolor de muelas Un enjuague puede servir para tres propósitos: desalojar las sustancias atascadas entre los dientes, matar las bacterias orales y reducir la inflamación. Aquí hay dos recetas para enjuagues populares:

  • Agua salada: Mezcla ½ cucharadita de sal con agua tibia.
  • Peróxido de hidrógeno: Mezcla una parte de peróxido de hidrógeno al 3% con dos partes de agua.

*Instrucciones: Haz gárgaras, enjuague y no trague las soluciones (como un enjuague bucal).

Cuidado profesional

¿Cuándo se debe visitar al dentista por un dolor de muelas? Los dolores de muelas se consideran una emergencia dental cuando el dolor de muelas:

  • Dura más de uno o dos días.
  • Causa dolor severo
  • Provoca fiebre, dolor de oído o molestias cuando la boca se abre mucho
  • Hinchazón en la cara o la boca

Paso 1: El dentista identifica la causa y la gravedad.

El equipo dental hace preguntas sobre cuándo comenzó el dolor, la ubicación de la molestia y el nivel de gravedad. Además, realizan un examen físico y, potencialmente, toman radiografías de la boca. Según la intensidad del dolor, un dolor de muelas puede ser una manifestación de cualquiera de los siguientes problemas dentales:

  • Dientes emergentes (en niños pequeños o muelas del juicio en adolescentes mayores)
  • Alimentos atrapados accidentalmente entre los dientes (pueden exasperar las raíces de los dientes y las encías)
  • Caries dental, daño o erosión
  • Empastes dentales faltantes o ausentes

Paso 2: El dentista decide el tratamiento.

El dentista diseñará un plan de tratamiento basado en la causa y la gravedad del dolor de muelas: dolor de muelas

  • Caries: Si la caries dental genera dolor de muelas, el dentista puede rellenar la cavidad o extraer el diente.
  • Pulpa dental infectada: el dentista puede recomendar un tratamiento de conducto si el diente interno (pulpa) está infectado. El dentista extrae la pulpa infectada. Luego, lo reemplaza con un material de sellado y fortalece el diente con una corona dental.
  • Infección o enfermedad de las encías: los dentistas utilizan el raspado y el alisado radicular para limpiar profundamente las encías y prevenir la propagación de infecciones y enfermedades de las encías. Afortunadamente, la gingivitis, la etapa inicial de la enfermedad de las encías, es reversible. Sin embargo, es posible que se necesite más terapia si tus encías ya pasaron la etapa de gingivitis de la enfermedad periodontal.
  • Dientes impactados: cuando un diente queda atrapado debajo del hueso o las encías y no emerge correctamente, se impacta. Las muelas del juicio (o terceros molares) comúnmente se impactan.

¿Necesita alivio del dolor de muelas ahora? Contáctenos inmediatamente.

Aunque los dolores de muelas pueden causar un dolor insoportable, deben aliviarse después del tratamiento. Además, el diagnóstico y el tratamiento oportunos y adecuados pueden evitar que las infecciones orales se propaguen a otras partes de la cara o al torrente sanguíneo.

.

La Odontología ha sido la pasión del Dr. Soto-Yarritu y la Dra. Rodero durante los últimos 20 años, por eso trabajamos día a día para cuidar tu salud dental. Pide tu cita ahora y ven a visitarnos.

📍 Clínica Dental Cea Bermudez 46: Calle Cea Bermudez 46, 1º Centro, 28003, Madrid.

☎️ 915 33 31 31.

📍 Clínica Dental Moratalaz 66, 1A: Av. de Moratalaz, 66, 28030 Madrid.

☎️ 914 37 00 40

Salud Dental

5 consejos para mantener los dientes sanos este verano

A medida que la familia se prepara para otro verano de diversión bajo el sol, puede ser fácil dejar que ciertas rutinas y responsabilidades importantes se pierdan. ¡Pero no temas!

Estamos aquí para ayudarte a mantener la sonrisa de tu familia saludable a pesar de los cambios en de horario y los hábitos de esta época del año.

5 consejos de salud dental para el verano

Aquí os enseñamos 5 consejos de salud dental que te ayudarán a mantener los dientes y las encías limpias, sanas y fuertes:

Cumple con tus rutinas de higiene bucal

dientes sanos este verano Sabemos que las rutinas de todo el mundo se alteran un poco durante los meses de verano. Dado que muchos niños no van a la escuela, sus días pueden estar llenos de deportes, campamentos e incluso un viaje.

Independientemente de cómo cambien tus horarios o tu entorno este verano, asegúrate de que tu familia cumple con el régimen de higiene bucal diario. El cepillado y el uso de la seda dental no son la única forma de garantizar la salud de los dientes y las encías, pero es un elemento fundamental que no puede omitirse.

Demuestra a tus hijos que cepillarse los dientes puede ser divertido

Los niños se aburren con facilidad, especialmente ahora que la mayoría de ellos crecen con algún tipo de dispositivo electrónico en sus manos. Tienes que hacer las cosas divertidas si quieres que participen, y esto se aplica a sus hábitos diarios de cepillado y uso del hilo dental.

Enséñales que es divertido limpiarse los dientes poniendo un temporizador o una canción para asegurarte de que se cepillan durante dos minutos cada vez, deja que elijan su propio cepillo de dientes con sus colores y personajes favoritos o crea un sistema de recompensas para que mantengan un régimen de cuidado bucal.

Mantente hidratado

dientes sanos este verano Con el calor del verano, tu familia va a consumir bebidas heladas durante toda la temporada. Es importante mantenerse bien hidratado para evitar la sequedad bucal, ya que los dientes y las encías dependen de la protección de la saliva que combate las bacterias.

Asegúrate de que todos los miembros de tu familia beben más agua que cualquier otra cosa. Los zumos de frutas, las bebidas deportivas y los refrescos no sólo no te mantienen hidratado, sino que están repletos de azúcares añadidos y aumentan el riesgo de sufrir caries.

No te pases con la comida basura

Durante el verano, es posible que pases tiempo en la piscina, en la playa o en unas vacaciones familiares. Comerás snacks durante el viaje, pero ten cuidado con lo que metes en la maleta.

Evita la comida basura cargada de azúcar y carbohidratos refinados y, en su lugar, llena la nevera y la bolsa de la playa con alimentos saludables que fortalezcan tus dientes, como verduras crudas y crujientes, fruta cortada, almendras y queso.

Visita a tu dentista

En algún momento de este verano, debes programar limpiezas y exámenes dentales de rutina para tu familia.

.

La Odontología ha sido la pasión del Dr. Soto-Yarritu y la Dra. Rodero durante los últimos 20 años, por eso trabajamos día a día para cuidar tu salud dental. Pide tu cita ahora y ven a visitarnos.

📍 Clínica Dental Cea Bermudez 46: Calle Cea Bermudez 46, 1º Centro, 28003, Madrid.

☎️ 915 33 31 31.

📍 Clínica Dental Moratalaz 66, 1A: Av. de Moratalaz, 66, 28030 Madrid.

☎️ 914 37 00 40

Estética dental

Beneficios de las carillas de porcelana

Si tienes una línea de las encías uniforme o los dientes que están apiñados, torcidos, separados, ligeramente astillados, manchados o descoloridos, debes considerar la posibilidad de obtener carillas de porcelana. Los pacientes que desean una sonrisa más brillante o dientes más rectos, pero que no son candidatos ideales para una ortodoncia o sus dientes están muy decolorados, deben considerar el tratamiento de carillas dentales.

¿Qué son las carillas de porcelana?

Las carillas de porcelana son finas carcasas hechas a medida de materiales del color del diente que están diseñadas para cubrir la superficie frontal de un diente. Las carillas se adhieren al diente, creando una mejora de aspecto natural en su sonrisa y no requieren ningún mantenimiento adicional. Pueden durar entre 7 y 15 años.

¿Cuáles son las ventajas?

Son resistentes a las manchas

Las carillas de porcelana tienen la ventaja de que resisten mejor las manchas que las carillas de resina. También son no porosas, por lo que pueden resistir las caries mejor que el esmalte dental natural. Debido a que son difíciles de manchar, las carillas de porcelana se consideran de bajo mantenimiento. Aún así, cepíllate los dientes dos veces al día y utiliza el hilo dental a diario para mantener una buena salud bucal. carillas de porcelana

Te da una sonrisa más blanca

Las carillas de porcelana pueden proporcionar una sonrisa más blanca. Pueden ser esmaltadas en una variedad de tonos, así que si solo necesitas un par de carillas, el dentista puede igualar el color al resto de dientes. Si eliges poner carillas en cada diente, su color puede ser aclarado varios tonos, creando una sonrisa más blanca.

Requieren poco tratamiento del esmalte

El esmalte es algo valioso. Mientras que las coronas y los puentes dentales requieren la eliminación de más esmalte para encajar en un diente o en varios dientes, las carillas dentales se adhieren al diente, por lo que es necesario eliminar menos esmalte. La resistencia de la porcelana es fuerte y protege tus dientes naturales de los daños.

Mejoran el aspecto general de los dientes

carillas de porcelana Las carillas no sólo corrigen las manchas y pueden blanquear una sonrisa, sino que también pueden cerrar los pequeños espacios entre los dientes asegurando que tus dientes estén perfectamente espaciados. También pueden cambiar la altura y el grosor de los dientes, asegurando que tus dientes sean uniformes y mejorando la apariencia general de tu sonrisa.

¿Cómo se realiza el procedimiento?

La colocación de carillas suele requerir un par de citas para obtener el resultado final. El primer paso es pedir una cita en tu dentista. El escuchará tus necesidades y diseñará la sonrisa que deseas. Usando su experiencia, examinará tus dientes para asegurarse de que las carillas son apropiadas para la sonrisa que estás tratando de lograr. Diseñará tus carillas para que se adapten a tu forma facial, coloración, estilo y personalidad. Un ceramista experto en el laboratorio tomará ese diseño y elaborará las carillas de porcelana dental de alta calidad mientras llevas un conjunto temporal.

Una vez que las carillas de porcelana estén completas, el dentista preparará tus dientes para la adhesión estética. Algunas superficies de los dientes pueden necesitar ser reformadas para que la carilla se agregue mientras se ve natural. Una vez que la preparación esté completa, las pegará de manera segura en su lugar, revitalizando tu sonrisa.

.

La Odontología ha sido la pasión del Dr. Soto-Yarritu y la Dra. Rodero durante los últimos 20 años, por eso trabajamos día a día para cuidar tu salud dental. Pide tu cita ahora y ven a visitarnos.

📍 Clínica Dental Cea Bermudez 46: Calle Cea Bermudez 46, 1º Centro, 28003, Madrid.

☎️ 915 33 31 31.

📍 Clínica Dental Moratalaz 66, 1A: Av. de Moratalaz, 66, 28030 Madrid.

☎️ 914 37 00 40

Implantes dentales

¿Cómo saber si tu implante dental está fallando?

Tener un dolor de muelas no es cosa de risa porque cuando te duele una muela, realmente duele reír.

Un implante dental imita tu diente natural y se asegura en el hueso de la mandíbula como un tornillo. Cuando se colocan implantes dentales, se adhieren a tu propio hueso y sirven como base para uno o varios dientes artificiales, llamados coronas.

Cuando has tenido un implante dental, puedes pensar que has resuelto tu problema de salud dental. A veces este es el caso, pero a veces no lo es. La mala noticia es que los implantes fallan de vez en cuando. La buena noticia es que hay algo que puedes hacer al respecto. implante dental

¿Cómo sabes que tu implante está fallando?

  • Dolor: aunque el dolor está asociado con el proceso de curación de un implante dental, existe el dolor excesivo. Si el dolor que sientes se irradia por toda la boca o la mandíbula, o es especialmente agudo, es posible que tu implante dental esté fallando. Si el dolor aumenta, no disminuye, debe llamar a su dentista.
  • Hinchazón de las encías: Nuevamente, esto se espera después de una cirugía dental. Sus encías se hincharán, pero no deberían permanecer hinchadas y no deberían extenderse. El enrojecimiento indica infección, y la infección se puede propagar por toda la boca y eventualmente a la sangre, lo cual es muy grave. Si encuentra que el dolor o la hinchazón en la boca no disminuyen, sino que aumentan, llama a tu dentista de inmediato.
  • Problemas para masticar: se supone que un implante es como tu diente, por lo que si siente dolor o cualquier otra molestia cuando comes o masticas algo, es una señal de que algo anda mal con tu implante. Así como el dolor al masticar puede indicar una caries en un diente natural, el dolor al masticar puede indicar que un implante está fallando.
  • Implantes no asegurados: Tus implantes deben sentirse tan naturales en tu boca como tus propios dientes. De hecho, no deberías poder notar la diferencia, si se hace bien. Si tus implantes se sienten muy llamativos en tu boca o se mueven y se mueven, debes contactar a tu dentista de inmediato.

¿Qué está causando el fallo?

El fracaso de los implantes dentales es relativamente raro y, la mayoría de las veces, es una combinación de algunos factores diferentes. Hay cuatro causas comunes: implante dental

  • Rechazo temprano: algunos pacientes son muy sensibles a objetos extraños en sus cuerpos como varillas de acero o implantes dentales. Además, algunos pacientes son alérgicos a ciertos materiales, como el metal. Su cuerpo puede rechazar un implante antes de que el hueso tenga la oportunidad de sanar y, si su implante dental lo hace, comenzará a sufrir los síntomas mencionados anteriormente.
  • Rechazo tardío: esto es similar al rechazo temprano pero con una diferencia clave: en el rechazo tardío, el hueso ya se ha curado de la cirugía. Un rechazo tardío de un implante puede deberse a una mala higiene dental o a un trauma postoperatorio, pero el resultado es el mismo. Sus dientes se sentirán cada vez más mal.
  • Implantes antiguos: si crees que tu implante dental está fallando y se lo colocaron hace más de diez años, es posible que esté desgastado. La tecnología dental avanza rápidamente, y es posible que los materiales y procesos que usaban los dentistas hace diez años no resistan el desgaste del tiempo.
  • Mala higiene dental: Los implantes no son susceptibles a las caries ya que no son dientes naturales. Sin embargo, todavía son susceptibles a la infección, lo que puede provocar el fracaso del implante. Una excelente higiene dental, incluido el cepillado, el uso de hilo dental y los controles regulares, es fundamental para mantener tus implantes en la mejor forma.

¿Qué puedes hacer al respecto?

Como se mencionó anteriormente, la mejor manera de mantener los implantes dentales es manteniendo un excelente régimen de salud dental. Considera invertir en un cepillo de dientes eléctrico, ya que estos imitan de cerca las herramientas de los dentistas. Incluso mejor que una excelente rutina dental es elegir un dentista capacitado y competente.

Si recientemente (o no tan recientemente) te sometiste a una cirugía de implante dental y de repente sientes un aumento del dolor o la hinchazón, o la incomodidad o el movimiento en la mordida, debes llamar a un experto. A nadie le gusta el dolor de muelas, y cuanto antes llame, antes un profesional podrá ayudarte a tener una boca sin dolor.

.

La Odontología ha sido la pasión del Dr. Soto-Yarritu y la Dra. Rodero durante los últimos 20 años, por eso trabajamos día a día para cuidar tu salud dental. Pide tu cita ahora y ven a visitarnos.

📍 Clínica Dental Cea Bermudez 46: Calle Cea Bermudez 46, 1º Centro, 28003, Madrid.

☎️ 915 33 31 31.

📍 Clínica Dental Moratalaz 66, 1A: Av. de Moratalaz, 66, 28030 Madrid.
☎️ 914 37 00 40
Ortodoncia

Todo lo que necesitas saber sobre Brackets

¿Qué tipos de brackets hay?

En la actualidad, el paciente puede elegir entre cuatro tipos diferentes de brackets:

  • Brackets metálicos
  • Brackets de zafiro
  • Autoligables o de autoligado

Todos los sistemas están indicados para corregir los mismos problemas de malposiciones dentales.

Es decir, no hay uno mejor ni más efectivo que otro.

Esta decisión va marcada por las prioridades de la persona que va a iniciar un tratamiento de ortodoncia: estéticas y económicas.

Ortodoncia con brackets metálicos

Fabricados en acero inoxidable de alta calidad, los brackets metálicos son el sistema de ortodoncia más convencional.

Están indicados para corregir cualquier problema relacionado con la maloclusión (mordida abierta, apiñamiento, existencia de diastemas, mordida cruzada…).

Si bien es el sistema más económico, a la vez es el menos estético. Por ello, suele ser elegido por niños y adolescentes para los que la estética no es tan relevante.

Los niños, de hecho, son especialmente participativos en el proceso gracias a la elección que pueden hacer del color de los elásticos –gomas- en las revisiones.

De esta manera, perciben la ortodoncia como un juego, lo que hace que el proceso sea más atractivo y llevadero.

Ortodoncia con brackets de zafiro

Los brackets estéticos surgen como respuesta a las demandas de la población adulta que inicia un tratamiento de ortodoncia y no quiere que éste interfiera en su vida cotidiana.

Tanto los brackets como los arcos y las ligaduras son transparentes, lo que los convierte en un método mucho más discreto que los brackets convencionales.

Los brackets estéticos se fabrican de diferentes materiales como la porcelana o resinas.

No obstante, los que están hechos de cristal de zafiro los únicos que no se tiñen con el paso del tiempo o la ingesta de determinados alimentos como el café o el vino.

Son menos económicos que los brackets metálicos pero, en contraposición, ofrecen una solución más discreta y estética para el paciente.

Ortodoncia con brackets autoligables

El sistema de ortodoncia de autoligado se basa en brackets que no precisan de ligaduras que sujeten el arco al diente.

Esto hace que el ortodoncista solo tenga que usar el sistema de clip para apretar los brackets, reduciéndose el tiempo de las revisiones.

¿Cómo se ponen los brackets?

La colocación de brackets es un proceso completamente inocuo, por lo que no es necesario el uso de anestesia.

Los brackets se pueden colocar siguiendo dos técnicas diferentes:

  • Cementado directo

Consiste en la adhesión de los brackets en las piezas dentales, uno por uno.

Es un proceso muy largo y laborioso y, por lo tanto, más molesto para la persona que inicia el tratamiento.

  • Cementado indirecto

Es una técnica que se basa en la colocación de los brackets en laboratorio sobre unos moldes de escayola que se fabrican a medida de la boca del paciente.

Gracias a una férula de transferencia hecha en un plástico termomodelable, se colocan de una vez en la boca del paciente.

Es un proceso mucho más rápido y preciso que el cementado directo, evitando problemas derivados de la recolocación de brackets en fases posteriores del proceso.

En un primer momento, es habitual que se sientan ciertas molestias a causa de la presión que ejercen los arcos sobre las piezas dentales que se podrán aliviar fácilmente con la ingesta de analgésicos.

Una vez se han colocado los brackets, los pacientes deberán acudir a revisión cada 4-6 semanas.

En estas revisiones, el ortodoncista verificará el correcto desarrollo del tratamiento y realizará los ajustes necesarios para conseguir los movimientos deseados en la arcada dental.

¿Qué problemas solucionan los brackets?

La Sociedad Española de Ortodoncia (SEDO) afirma que los aparatos fijos de ortodoncia son capaces de realizar todo tipo de movimientos para conseguir una oclusión óptima.

Por ello, los tratamientos de ortodoncia con brackets están indicados para aquellas personas que, para tener una sonrisa estética y funcional, deben solucionar problemas de:

  • Malposiciones dentarias, dientes rotados y apiñamiento.
  • Cierre de espacios –diastemas-.
  • Mordida abierta en aquellos casos en los que, al cerrar la boca, el maxilar superior no hace contacto con el maxilar inferior.
  • Sobremordida los dientes de la arcada superior dejan ver menos de un tercio de los de la arcada inferior.

Unos dientes bien alineados no solo nos otorgan una sonrisa más estética y una imagen más segura y confiable, sino que también erradican las dificultades a la hora de masticar y evitan dolores de mandíbula.

Como te hemos comentado, apenas sentirás unas ligeras molestias tras cada revisión.

Sin embargo, sí que hay algunas consideraciones a tener en cuenta si ya has iniciado un tratamiento de ortodoncia.

Antes de iniciar un tratamiento de ortodoncia, haz todas las preguntas necesarias sobre el tipo de bracket que vas a ponerte.

¿Qué consejos me serán útiles durante mi tratamiento de ortodoncia con brackets?

A lo largo de la ortodoncia, te surgirán algunas dudas con respecto a restricciones en tu alimentación, técnicas de higiene o algún truco para aquellos momentos en los que sientas alguna molestia.

A continuación, te damos una serie de consejos que podrás seguir mientras lleves brackets.

¿Cómo debes cepillarte los dientes con brackets?

Los brackets, como tal, no dañan los dientes.

En cambio, el hecho de llevar un aparato fijo en la boca dificulta la higiene dental: no nos es tan sencillo llegar a todos los recovecos en los que se acumulan los restos de comida y la placa bacteriana.

Con brackets, se hace especialmente importante lavarse los dientes después de cada comida.

A veces no basta con un buen cepillado para eliminar de manera eficaz los restos de comida y las bacterias que anidan en las encías.

Por ello, se hace indispensable el uso de utensilios como cepillos interproximales, hilo dental o irrigador bucal –o waterpik- para completar la higiene bucodental.

Además de extremar la precaución en las pautas de higiene, debemos saber que existen ciertos alimentos que dificultan nuestra limpieza oral durante el tratamiento de ortodoncia.

¿Qué alimentos debo evitar durante mi tratamiento de ortodoncia?

Como ya hemos comentado, durante las primeras semanas es habitual que sientas molestias a causa de la presión que ejercen los brackets en los dientes.

Por ello, en una fase inicial te recomendamos comer alimentos que no supongan un esfuerzo de masticación como purés o sopas, o cuya textura sea suave –pescados, carnes tiernas o vegetales cocidos-.

Evita la ingesta de alimentos especialmente pegajosos como chicles o gominolas, pues quedan fácilmente adheridos a los brackets y dificultan la higiene bucodental.

Durante este periodo también es frecuente la aparición de llagas o heridas.

Además del uso de cera especial para ortodoncia, cuya acción aminora el daño provocado por el roce, debes evitar alimentos que dificulten su cicatrización tales como cítricos, frutas ácidas, tomate frito o vinagre.

Por último, debes tener en cuenta que el hecho de comer bocadillos o manzanas a mordiscos favorece que se despeguen los brackets.

En su lugar, te aconsejamos que partas los bocadillos con la mano o que cortes la fruta en pequeños trozos.

Navegación de entradas

es_ESEspañol
¡Estamos Disponibles!